fbpx
CITA PREVIA 900 80 94 91
SANTIAGO DE COMPOSTELA

Consejos para pacientes con verrugas genitales (condilomas)

Pareja Verrugas Genitales
El HPV (virus del papiloma humano) es un virus muy común que afecta al 80% de la población sexualmente activa. El HPV puede producir verrugas genitales, también conocidas como condilomas. Además está implicado en el cáncer de cuello de útero, garganta, ano y pene; aunque los serotipos que se relacionan con la aparición de cáncer no son los mismos que causan las verrugas. En la mayoría de las personas no produce ningún síntoma y se padece como una infección asintomática.

Aunque se trata de una infección muy frecuente, genera mucha preocupación tanto a la persona que desarrolla lossíntomas como a su pareja. Esta preocupación muchas veces se ve incrementada por la falta de información o la información errónea transmitida por muchos profesionales de la salud, así que voy a tratar de hacer algunas aclaraciones a continuación que espero le sean útiles.

INFECCIÓN

  • El HPV (virus del papiloma humano) es un virus muy común que afecta al área genital de hombres y mujeres, aunque puede infectar otras zonas incluida la boca y la garganta.
  • HPV suele ser transmitido durante las relaciones sexuales. Se transmite mediante el contacto genital, normalmente durante la práctica de sexo vaginal y anal, aunque también puede transmitirse a través de sexo oral. En casos raros, una mujer embarazada puede transmitir el HPV durante el embarazo o el parto.
  • Las verrugas genitales pueden aparecer meses o años después de ser contagiado de HPV. Las verrugas genitales pueden contagiarse incluso cuando no hay ninguna verruga externa presente (infección asintomática).
  • Las parejas sexuales normalmente comparten la infección por el HPV. No hay forma de saber cuál de los miembros fue el primero en tener el HPV. Desarrollar verrugas genitales no implica que esa persona o su pareja estén teniendo relaciones sexuales con otras personas.

DIAGNÓSTICO

  • Para el diagnóstico de las verrugas genitales suele ser suficiente la observación por un especialista, solo en algunos casos dudosos, su dermatólogo puede considerar necesario enviar la lesión al laboratorio para realizar un análisis microscópico.
  • Aunque las verrugas genitales son comunes y benignas hay un considerable impacto psicosocial para la persona diagnosticada y sus parejas. No dude en solicitar ayuda si lo necesita.
  • Consulte con su dermatólogo si en su caso particular es aconsejable descartar otras enfermedades de transmisión sexual.
  • Una mujer diagnosticada de verruga genital no tiene mayor riesgo de padecer cáncer de cuello de útero y debe continuar realizando las citologías habituales para su edad.

EVOLUCIÓN Y TRATAMIENTO

  • Es imposible conocer la evolución de las verrugas genitales en cada paciente: las verrugas que no se tratan pueden desaparecer solas, mantenerse estables o aumentar en tamaño o número.
  • Existe tratamiento para los síntomas causados por el HPV, como las verrugas genitales. Sin embargo tratar los síntomas no elimina el virus y por eso es normal que las verrugas vuelvan a aparecer a lo largo de la vida del paciente (especialmente durante los 3 primeros meses después del tratamiento). La elección de un tratamiento u otro dependerá de las características individuales de cada persona y del tipo de verruga observada por el médico.
  • Hay una vacuna disponible para hombres y mujeres menores de 27 años que previene la aparición de verrugas genitales. No constituye un tratamiento cuando ya existen lesiones o se estuvo en contacto con el virus. Sin embargo, se aconseja la vacunación en cualquier caso, ya que protege contra otros serotipos de la enfermedad.
  • Si está embarazada, tener verrugas genitales no contraindica un parto vaginal.

RELACIÓN CON LA PAREJA

  • Informe a su pareja de que ha sido diagnosticado de verrugas genitales. Su pareja o parejas sexuales pueden beneficiarse de una exploración y del estudio de otras enfermedades de transmisión sexual.
  • El correcto uso de preservativo masculino puede disminuir las probabilidades de transmitir y desarrollar enfermedades relacionadas con HPV. Sin embargo, el HPV puede infectar áreas que no están cubiertas por preservativo.
  • Debe evitar la actividad sexual con nuevas parejas hasta que las verrugas desaparezcan. A pesar de la desaparición de las verrugas es posible transmitir el virus aunque no haya lesiones visibles.
  • No está claro si es necesario el uso de preservativo durante las relaciones sexuales dentro de la pareja estable. Lo más probable es que su pareja ya haya estado en contacto con el virus y el preservativo no tiene porque cubrir todas las zonas afectadas.
  • Limitar el número de parejas sexuales puede prevenir la infección por HPV. Sin embargo, es importante tener en cuenta que incluso las personas con una única pareja sexual a lo largo de su vida pueden infectarse con el HPV.

Deja un comentario