eliminación de cicatrices

tratamiento láser para mejorar, atenuar o eliminar las cicatrices

Las cicatrices son áreas de la piel que se muestra irregulares, que primero aparecen rojas y van tornando a blancas. Además, pueden presentar una textura diferente al resto de la piel o mostrarse ligeramente hundidas o abultadas. Surgen a partir de los cortes o heridas que se producen en nuestra piel.

¿Cúal es el tratamiento?

Mejoramos la textura y color de la cicatriz utilizando tratamientos combinados de luz pulsada intensa, láser CO2 superficial y profundo y láser Erbio 1540nm, que mediante la "rotura" de la cicatriz favorecen la producción de colágeno y la regeneración de la zona. En función de las características de la cicatriz, podemos utilizar técnicas complementarias al láser, como la crioterapia o las inyecciones de corticoide y 5 fluorouracilo.

¿Cuántas sesiones son necesarias?

Si bien el paciente apreciará mejoría a partir de la primera sesión, suelen necesitarse más de 3 sesiones, equiespaciadas dos o tres meses. El tratamiento de cada paciente en particular debe ser definido tras una evaluación médica previa, donde se explicará el procedimiento, tiempos de recuperación, molestias y posibles resultados.

¿Qué resultados se pueden esperar?

A medida que avanza el tratamiento y con cada sesión de láser, se reduce la apariencia de la cicatriz y mejora la textura de la piel. El resultado es variable y dependerá mucho de la respuesta de cada paciente y su capacidad para regenerar la piel.

Después de cada sesión el paciente puede hacer vida normal inmediatamente y puede sentir una ligera molestia durante unos días, similar a una quemadura solar.

La mejoría no ocurre de manera disruptiva entre una sesión y otra, la evaluación del tratamiento es continua y progresiva, ya que el láser favorece transformaciones en la piel que ocurren progresivamente con el paso de las semanas o meses.

ANTES DESPUÉS

Ciclos de 3 sesiones

Realizamos ciclos de unas tres sesiones y evaluamos los resultados cada aproximadamente 6 meses, para en función de la evolución y las expectativas del paciente, terminar el tratamiento o plantear nuevos ciclos.

Sesiones de unos 20 minutos

Sesiones de tratamiento combinado de una duración entre 10 y 30 minutos, dependiendo del tamaño de la cicatriz, el número o la distribución de las lesiones.

Recuperación rápida

Dependiendo del procedimiento aplicado, entre dos y diez días, hasta que la piel termina de recuperarse. El paciente puede hacer vida normal al salir del centro.

Poco doloroso

El tratamiento puede resultado incómodo durante unas horas, con sensación de picor o quemazón, no es doloroso; aunque existe un factor de tolerancia que depende del paciente.

Siempre antes de cualquier tratamiento, concertamos una consulta con el médico durante la cual se valora la idoneidad del mismo y se resuelven todas las dudas del paciente, cuyo precio es de 80 €. El día que el paciente acude a realizar un tratamiento o cirugía, no abona el concepto de consulta o revisión, solo el importe correspondiente al tratamiento o intervención según el presupuesto facilitado durante la consulta previa.

Precio del tratamiento: 140 €-250 €/sesión